Vikings Wiki
Advertisement
Vikings Wiki

El rey Alfredo de Wessex y Mercia es el hijo ilegítimo de Judith y Athelstan . Fue protegido por el difunto Rey Ecbert , quien afirma que Dios tiene planes muy especiales para él , también es visto como teniendo un gran distinto por su padrastro el Rey Aethelwulf

Biografía[]

Temporada 3 []

Poco después del nacimiento de Alfred , es llevado por los nobles de Ecbert y Judith es llevada a la corte a juicio por adulterio . Y Le quitan la oreja y revelan que el padre de su hijo es Athelstan . Ecbert luego detiene el juicio y perdona a judith , afirmando que tenia una misión divina

Temporada 6[]

En Wessex, hay misa a la cual llega el Rey Alfred. En la misa, se agradece que no ha habido ataques de vikingos ni paganos. Durante la misa, empiezan a llegar los botes vikingos.

Un caballo se acerca a un campamento de soldados donde está Alfred. Le avisa que ya se vio un ejército vikingo que se acercaba a Wessex con al menos 200 barcos. Cuando Alfred pregunta si saben quiénes son, el soldado le dice que son noruegos - los hijos de Ragnar Lothbrok.

Alfred está con un consejo que habla del campamento vikingo, diciendo que es posible que estén planeando encontrarse con asentamientos vikingos cerca de Mercia. Alfred dice que es necesario vigilarlos, pero moverse a Chichester porque hay una gran guarnición ahí con acceso al mar. Su general se da cuenta de que deben evacuar la zona donde están y Alfred se lo confirma, aunque le duela decirlo.

Elsewith le dijo a Alfred que se veía mal abandonando la villa real.

Más tarde, Alfred está con Elsewith, quien le dice que se ve mal abandonar la villa real, pero él dice que tristemente sí son débiles. Le dice que nunca deberían tenerle miedo a la verdad y deberían confiar en el Señor. Elsewith se molesta de que son los mismos vikingos que mataron a su padre y abuelo y de nuevo habían vuelto, siempre ganando aún cuando eran derrotados, también diciendo que siempre era culpa de Alfred porque siempre accede a sus términos. Le dice a Alfred que siempre ha sido su víctima y tiene miedo de que vuelva a suceder. Alfred está rezando y pide que no lo confundan, también pidiéndole al señor que tuviera piedad de Wessex.

Elsewith, Alfred y todos abandonan la villa real y se detienen en el bosque. Elsewith le dice a Alfred que espera que esté orgulloso de sí mismo. Alfred le pregunta que orgulloso cómo y ella le dice que se va de la villa real sin siquiera pelear; sin embargo, él argumenta que Wessex no depende de un lugar, sino de una persona. Era importante que Ivar no lo capturara a él porque él es Wessex.

Los ingleses están acampados y Alfred saluda a un soldado. Elsewith le dice al soldado que no se va a separar de su esposo, pero le agradece su amabilidad. Adelwulf le pregunta a Alfred el tamaño del ejército vikingo; sin embargo, Alfred se cae y es llevado a otro lado por Elsewith, quien le dice que se debe cuidad en tanto cuerpo como alma, diciéndole que se resista a acostarse sin levantarse.

Alfred le dice a sus soldados que están en una encrucijada y que se enfrentan a los hijos de Ragnar Lothbrok, quienes cree que quieren conquistar a toda Inglaterra. Les dice que ellos tienen a Dios de su lado por lo cual no es posible que pierdan. Le llega un recuerdo de cuando jugó ajedrez con Ivar y dice les dice a los demás que deben ganar porque ya no se puede negociar.

Alfred lucha contra su enfermedad, pero se cae de su caballo y es llevado a su cama. Elsewith le dice a una monja que es común que le pase a Alfred. La monja y Elsewith rezan al lado de Alfred hasta que este dice el nombre de su esposa y se intenta levantar, pero no puede.

En Inglaterra, Alfred le pide a sus espías que suban una montaña a ver si había vikingos, pero le dice a Elsewith que cree que Ivar está en la villa real y ella lo intenta hacer sentir mal de que haya huído, pero él le dice que no puede hacerlo sentir más culpable de lo que él ya se siente, pero dice que piensa tener mejor oportunidad de vivir así. Alfred visita a unos soldados y se sienta con ellos y les dice que tengan confianza en Dios.

Mientras avanza el ejército de Alfred, de repente una trampa les clava las piernas y los lastima. Después de eso, el ejército vikingo se va y Alfred exige que ayuden a los soldados. En lo que los ayudaban, Hvitserk salió del suelo con otros vikingos y pronto llegaron más, pero Alfred decidió avanzar al ataque. En la pelea, varios sajones fueron atacados por trampas puestas por los vikingos, quienes parecían estar en total control de la pelea.

Vestidos como ingleses, dos vikingos llegan a Elsewith y la sujetan con una cuerda que le amarran al cuello y comienzan a correr, arrastrándola a ella. Alfred llega con los dos vikingos y empieza a pelear con uno mientras Elsewith mata a otro y huye para ver a su bebé. Tras una pelea intensa, el vikingo le clava su espada en el pecho a Alfred, pero este se la saca tras matar al vikingo y ve a Jesús. Poco tiempo después, los vikingos se van del lugar, pero Alfred dice que no se van a retirar porque él vio a Jesús.

Ivar intentó negociar con Alfred como lo habían hecho sus padres antes, pero Alfred no quiso.

En Inglaterra, los vikingos se mueven hacia el campamento inglés y dejan una bandera blanca. Ivar camina hacia el centro del campamento inglés y saluda a Alfred y le da la pieza de ajedrez de cuando jugaron hace muchos años. Le dice a Alfred que él le enseño a jugar y este le responde que juega muy bien. También le dice que ambos de sus padres murieron, pero siguen peleando como ellos lo hicieron en su momento, esperando que hubiera un final a tanta guerra. Ivar le dice que está de acuerdo y le dice que para su bien, propone paz y negociación; sin embargo, Alfred rechaza esta propuesta porque sabe que Ivar tiene miedo a perder y solo quiere reagruparse para regresar otro día, pensando que él era débil, lo cual era incorrecto. Ivar le dice que pensaba que se preocupaba más por sus soldados y le dice que él tiene más gente que él, pero Alfred le comenta que el preocupan tanto sus soldados que no está dispuesto a someterlos a él. Le pregunta por qué no se va y Ivar tira la bandera. Los ejércitos de Ivar y Alfred se preparan para enfrentarse de nuevo y los ingleses son atacados con catapultas.

El ejército vikingo avanza contra el inglés y los sajones responden. Durante la batalla, los ingleses son atacados por Hvitserk y catapultas mientras Ivar se queda atrás. Después, Ivar comienza a avanzar, pero le truena algo que le ocasiona mucho dolor, pero sigue avanzando y empieza a pelear a pesar de todo su dolor, llamando a Odin y preguntándole qué debe hacer. Alfred se hinca y le pide a Dios que le hable porque tiene miedo, pero se enoja al no recibir una respuesta.

Hvitserk abrazó a Ivar cuando este murió, mientras que Alfred les pidió a todos que dejaran de pelear.

Hvitserk le dice que es hijo de Ragnar Lothbrok y era temido por muchos, también diciendo que un día todos sabrían de Ivar, el Deshuesado. Ivar le dice a un soldado inglés que no tenga miedo y este procede a apuñalarlo varias veces. A lo lejos, Floki siente este hecho y Ivar y Hvitserk se comienzan a ver. Alfred ordena que se paren de pelear todos mientras ve esto y Ivar le dice a Hvitserk que tiene miedo, pero este promete guardar su secreto. Poco después, Ivar deja de respirar y Alfred se queda viendo por detrás de Hvitserk, quien pide que lo dejen solo con su hermano un momento.

Alfred le ofrece a Hvitserk vivir con él en la villa real, también pudiendo hablar de cosas importantes para su gente. Hvitserk dice que está bien, pero necesita enterrar a Ivar de forma vikinga.

Alfred ve la pieza de ajedrez que le dio Ivar a lo lejos.

En Kattegat, un mensajero le dice a Ingrid que el ejército vikingo fue derrotado en Inglaterra, contando que Harald y Ivar habían muerto, lo cual sorprende a la reina. Sin embargo, Hvitserk sigue vivo e incluso se convirtió al Cristianismo y es dada la bienvenida por Alfred tanto al cristianismo como a la realeza inglesa, nombrándolo príncipe al ser su ahijado. También le dice que le escogió un nuevo nombre: Athelstan.

Advertisement